Halloween no tiene por qué dar miedo a los dientes

article1Mientras sus pequeños duendes y diablillos se preparan para otro año de truco o trato, usted puede hacer un par de preparativos para asegurarse de que sus hijos tengan un Halloween saludable.

  • ¿No forma parte del 58 por ciento de los padres que ponen límites a sus hijos para determinar cuándo pueden comer dulces de Halloween?1 Le recomendamos que establezca un par de reglas simples. Planee repartir solo unas cuantas golosinas a la vez, preferiblemente con las comidas. Cuantas menos veces al día se expone a los dientes al azúcar, mejor.
  • ¡Si no reparte dulces, no tendrá cuencos con dulces sobrantes para saquear! Vea si puede repartir regalos que no tengan azúcar en Halloween. Hay otras ideas populares: por ejemplo, dinero, juguetes, lápices, calcomanías o snacks deliciosos como las palomitas de maíz.
  • Es menos probable que los chicos se den una panzada de golosinas cuando tienen el estómago lleno. Para evitar que coman cuando van de una casa a otra, asegúrese de servirles una buena cena antes.
  • Pregúntele al dentista de su hijo de antemano si ofrece un programa de recompra de golosinas. Muchos dentistas les compran las golosinas a los niños después de Halloween: ¡un negocio redondo!

Para asegurarse de que todas las personas de su hogar tengan un Halloween súper saludable, visite ToothFairyTrickyTreats.com para ver más consejos y trucos.

1 Delta Dental Children’s Oral Health Survey


Imprimir artículo | Comparta este artículo